Seleccionar Página

Un decálogo para la protección adecuada de la piel

Un decálogo para la protección adecuada de la piel

34 países celebran hasta próximo 9 de junio el Euromelanoma, una iniciativa que “surge para promover y compartir información sobre la prevención, diagnóstico precoz y tratamiento del cáncer de piel”. Se trata de una red de dermatólogos europeos que dedican generosamente su tiempo a servir a esta causa.

 

Hospitales Vithas Nisa, conscientes de la necesidad de colaborar con Euromelanoma, ha organizado para mañana martes una jornada de concienciación pública, donde “promoverá el conocimiento del cáncer de piel, su prevención, la detección precoz y el tratamiento”.

El lema de este año es Sólo tienes una piel. Protégela del daño solar.  Según afirma la dermatóloga del Hospital Vithas Nisa Sevilla, la doctora Gracia del Río, “el cáncer de piel es el cáncer más frecuente en todo el mundo. Suele estar causado por una exposición excesiva a los rayos UV, tanto del sol como artificiales”. Esto se debe a que la piel conserva la memoria de todas las radiaciones recibidas durante la infancia y la juventud.

Desde la Academia Española de Dermatología y Venereología afirman que la incidencia de cáncer de piel está en continuo aumento y ya alcanza la consideración de epidemia a escala mundial.

Decálogo para una protección adecuada

  1. Se debe aplicar el protector solar antes de la exposición al sol y renovar frecuentemente su aplicación, sobre todo después de cada baño.
  2. Debe exponerse progresivamente al sol y evitar la exposición solar entre las 12h y las 16h.
  3. Evite las sesiones bronceadoras con lámparas de rayos UVA ya que contribuyen a la aparición de cánceres cutáneos y aceleran el envejecimiento cutáneo.
  4. No exponga a insolación directa a los niños menores de tres años y en las horas de débil insolación protéjales con un fotoprotector de alta protección a fin de preservar el mayor tiempo posible su capital solar. Hay que tener en cuenta que la piel conserva la memoria de todas las radiaciones recibidas durante la infancia. Cuanto más importante ha sido la dosis de radiación, mayor es el riesgo de aparición de cánceres en la edad adulta.
  5. No olvide que también puede quemarse haciendo actividades al aire libre: montando en bicicleta, paseando, realizando deporte, en el jardín… En todas estas ocasiones aplíquese un fotoprotector.
  6. No se fíe de las circunstancias que comportan un riesgo suplementario o una falsa seguridad: altitud, nubosidad, superficies reflectoras (nieve, arena, hierba, agua), viento fresco…
  7. Protéjase con gorra y gafas de sol con cristales homologados capaces de filtrar los rayos UVA y UVB. A los niños, además, protéjalos con una camiseta seca y opaca: una camiseta mojada deja pasar los rayos UV.
  8. Séquese bien después de cada baño. El efecto lupa de las gotas de agua favorece las quemaduras solares y disminuye la eficacia de los protectores solares, aunque estos sean resistentes al agua.
  9. Beba agua en abundancia y frecuentemente. El sol deshidrata nuestro organismo. Vigile sobre todo a las personas mayores, cuya sensación de sed está atenuada y a los niños, cuya necesidad de agua es importante y sus centros de termorregulación todavía inmaduros.
  10. Si advierte que una peca o lunar cambia de forma, tamaño o color consulte a su dermatólogo.

Deje una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete al periódico por email

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este periódico y recibir notificaciones de nuevos artículos.

Únete a otros 4.551 suscriptores

Eventos

<< Oct 2019 >>
lmmjvsd
30 1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31 1 2 3
  • No hay eventos

Twitter